Con el tiempo el acero se ha ido convirtiendo en un material, que debido a sus altas especificaciones técnicas, se ha ajustado a los exigentes y modernos diseños arquitectónicos que necesitan las grandes construcciones.

Dentro de las ventajas que tiene el acero se encuentra la alta resistencia que este material tiene, la uniformidad ya que las propiedades de este no cambian con el tiempo, como pasa con el concreto reforzado. También está la ductilidad que ayuda a que el material soporte grandes deformaciones sin fallar bajo altos esfuerzos de tensión.

(Lea también: ‘Conozca la importancia de contar con la norma ASTM en su construcción‘)

Uno de los elementos, de este material, que no puede faltar en su construcción son las cubiertas metálicas. Estas ofrecen una serie de características sobresalientes que le presentamos a continuación:

  • Incombustibles: No arden y no se presenta conductividad del fuego.
  • Resistencia a la oxidación: Estas láminas se protegen por medio de un galvanizado. Es decir, un recubrimiento de zinc brindado a las láminas por inmersión en caliente.
  • Fáciles de instalar: Si se siguen todas las indicaciones, las cubiertas se instalan de forma rápida y fácil. Adicionalmente, al ser livianas se pueden manipular más fácil sin requerir maquinaria pesada.

Las cubiertas Acesco cuentan con una serie de beneficios que debe conocer. Tienen una mayor resistencia a la corrosión, una mayor durabilidad en el tiempo y ahorro en mantenimiento. Además, tiene una doble capa protectora. Si está interesado en recibir más información sobre este producto, diligencie el siguiente formulario.