*Información Comercial

El Estadio Edgar Rentería, considerado uno de los más modernos de América Latina, es una de las obras en acero protagonista de los escenarios deportivos que rompe con el mito de que no es posible construir con acero en zonas con alta actividad industrial y atmósfera agresiva.

Barranquilla, sede de los pasados XXIII Juegos Centroamericanos y del Caribe 2018, contó con 12 escenarios, siendo el Estadio Edgar Rentería (nombre en referencia al jugador Mundial 2010) el más destacado con una inversión que superó los $45.000 millones, en un tiempo de construcción de 18 meses. Adicional, se construyó bajo los estándares de la Major League Baseball (MLB), incluyendo entre otros aspectos, la instalación de iluminación LED de 1500 lux, un cambio de orientación en 180 grados.

La obra recibió acompañamiento técnico de Acesco, indicando al contratista del estadio que la cubierta instalada debía tener las características de protección adecuadas, dada las condiciones atmosféricas de la ciudad clasificada en C5-I: Muy alta Industrial, es decir, áreas industriales con alta humedad y atmósfera agresiva. “En muchas ocasiones en Barranquilla y en general en la costa no se construye con acero pues se cree que se oxida rápidamente y es cierto, pero hasta determinado punto, pues es necesario investigar sobre las condiciones ambientales del proyecto para especificar el recubrimiento adecuado del material que permita que este tenga un mejor desempeño” indica Rafael Rozo, Director Comercial Segmento Industria de Acesco.

La asesoría técnica especializada brindada por las empresas como Acesco, para la implementación de estos materiales en cubiertas, rompe los mitos sobre la construcción con acero en atmósferas agresivas. Marcela Pichón Albor, Coordinadora Comercial Segmento Industria de Acesco, específica del producto “De la Teja sin traslado, la cara expuesta al ambiente de la zona es azul RAL 5005 con recubrimiento de pintura especial PVDF + CLEAR que le proporciona mayor durabilidad teniendo en cuenta el ambiente corrosivo al que se encuentra expuesta permanentemente”

La cubierta, área de 2.000 metros cuadrados, para la cual se utilizó Teja Sin Traslapo doble de Acesco de 0,45 milímetros de espesor con recubrimiento de alta resistencia, fue especificada teniendo en cuenta las exigencias ambientales del proyecto. “Desde Acesco queremos demostrar con este producto (Teja sin traslapo con recubrimiento PVDF + CLEAR) que frente a un ambiente tan agresivo como en el que se construyó el Estadio Edgar Rentería es posible usar acero galvanizado y pintado, que especificado de forma adecuada, puede durar mucho tiempo” afirmó Rafael Rozo.

Beneficios de las Cubiertas Acesco:

  • Fabricación 100% colombiana.
  • Hasta 50% mayor resistencia a la corrosión.
  • Doble capa protectora (Mayor recubrimiento de zinc y pintura + primer).

*Información Comercial

Conozca más de las Cubiertas Acesco en el siguiente enlace o diligencie el siguiente formulario.