EL PVC es ampliamente usado en proyectos de construcción, gracias a su variedad de aplicaciones y beneficios como la seguridad, la rentabilidad, la calidad, la vida útil y la rentabilidad.

El cloruro de polivinilo, o PVC, es un polímero plástico que se puede encontrar en formas rígidas y flexibles. Principalmente, se utiliza en proyectos industriales, hospitalarios, y residenciales, así como en centros comerciales.

Los acabados en PVC no solo se utilizan para los nuevos proyectos, sino que también se han convertido en una alternativa para  remodelaciones y reacondicionamientos, reemplazando a otros materiales tradicionales como la madera, el cemento y los metales, entre otros.

Uno de los principales atributos que brinda el PVC en proyectos constructivos es la seguridad, al ser un material que ha venido siendo testeado por más de medio siglo, y que cumple con normativas internacionales de salud y seguridad.

Además, según la Asociación Argentina del PVC, existen otras ventajas de este material:

  • Resistencia y bajo peso
  • Resistencia a la abrasión y al impacto
  • Resistencia al fuego
  • No es inflamable y deja de arder cuando la fuente de calor se retira.
  • Es duradero
  • Resistencia a la intemperie, agentes químicos, corrosión, impacto y abrasión.
  • No es necesario pintarlo, ni para mantenimiento.
  • Rentabilidad
  • Su costo  bajo de instalación y de mantenimiento.
  • Es ambientalmente seguro
  • Impacto ambiental favorable, comparado con otros materiales
  • Aislante acústico y térmico
  • Propiedades que aumentan el confort de viviendas y lugares de trabajo.
  • No conduce la electricidad.
  • Versatilidad

Algunas de las aplicaciones más utilizadas son:

Pisos en PVC: se fabrican con un compuesto de PVC y fibra, logrando un material delgado, pero a la vez muy duro. Algunos fabricantes lo diseñan con textura y apariencia de madera, brindando una apariencia de elegancia en cada uno de los espacios.

Entre los beneficios de los pisos en PVC encontramos: la resistencia a la humedad, la resistencia al ruido generado por el alto tráfico y que es de fácil mantenimiento y limpieza.

Guardacamillas en PVC: en los proyectos hospitalarios, protege las paredes de constantes golpes ocasionados por el uso de camillas o sillas de ruedas.

Cielo raso en PVC: es un novedoso sistema para los techos interiores, que otorgan  una larga duración, gracias a su resistencia y calidad en el material. Es resistente a las plagas.


Portelli es una empresa especializada es buscar soluciones arquitectónicas innovadoras para los acabados en construcción, teniendo como base el PVC. Si desea más información, diligencie el siguiente formulario.