En el sector de la construcción la experiencia se valora, pero también la innovación y el manejo de las diferentes formas de competir.

Las constructoras deben mantenerse actualizadas con lo último en el mercado para brindar soluciones trasformadoras, adquiriendo software y equipos avanzados; pero no debe olvidar que la base y éxito de toda empresa está en sus colaboradores.

BILINGÜISMO, LA FORMA DE GESTIONAR COMPETITIVIDAD

El crecimiento del sector de la construcción, la globalización y las relaciones de negocios internacionales, están demandando que las personas tengan un nivel de inglés avanzado (como mínimo un B2), y que posean diferentes habilidades que les permitan tener unas buenas relaciones con las contrapartes.

LOS PROFESIONALES DE HOY DÍA SE INTERESAN BASTANTE EN CAPACITARSE Y APRENDER COMPETENCIAS QUE COMPLEMENTEN SUS TAREAS.

Para los trabajadores de una constructora: profesionales, directivos y gerentes de las diferentes áreas del negocio, es clave tener conocimientos y habilidades para presentaciones de negocios, solución de problemas y toma de decisiones; todo en inglés, y los constructores pueden patrocinar este estudio a sus empleados buscando mejorar el nivel de la compañía. “La globalización ha convertido al inglés en la principal lengua de comunicación a nivel corporativo. Dominar este idioma representa una ventaja tanto para el ejecutivo, como para la empresa. Sin embargo, el conocimiento del idioma debe ir de la mano con el buen manejo tanto de competencias comunicativas como de habilidades que permitan el desarrollo de su trabajo adecuadamente.” sostiene Grundy.

CONTRATE TALENTO FORMADO ENTRE EL SECTOR PRIVADO Y UNIVERSIDADES

Con la necesidad de crear profesionales más eficientes y con acceso a tecnología de punta, se están presentando convenios entre las empresas y las academias, logrando la realización de proyectos conjuntos de investigación aplicada, extensión, formación y consultorías que permiten el desarrollo del sector constructor del país.

Los egresados que han tenido acceso a estos programas, son trabajadores potenciales que le pueden dar ese plus de actualidad que necesita su constructora. Uno de los acuerdos firmados en el 2019 es entre la Universidad de los Andes y Holcim, empresa de producción y comercialización de cementos y concretos.

EL 57 % DE LOS ALTOS DIRECTIVOS DE HOY COINCIDEN EN QUE LAS HABILIDADES BLANDAS SON MÁS IMPORTANTES QUE LAS HABILIDADES DURAS.

ACADÉMICA CON UNA OFERTA DE AVANZADA

Las universidades le siguen apostando a la educación continua de profesionales de la construcción, con una oferta que involucra mejores prácticas del ejercicio profesional así como la integración de tecnologías y procesos constructivos que cada vez más rompen el paradigma de la construcción tradicional y se involucran en los proyectos en desarrollo.

La oferta es así muy amplia, y el profesional del sector deberá hacer una búsqueda especifica en su campo de acción que le permita el desarrollo académico adecuado. Los programas se centran en ámbitos de la categoría de ingeniería civil, en general hacia la gestión de proyectos de construcción que incluye conocimientos de planificación y programación, estimación de costes y procedimientos de seguridad. Esta orientación da al profesional una visión gerencial que le permite en la gestión de su trabajo el conocimiento necesario para ejecutar grandes proyectos de construcción.

Por otro lado, los conocimientos que involucran la transformación tecnológica y digital del sector complementan la oferta, un profesional debe estar al tanto así de procesos constructivos modernos como los prefabricados y el steel frame, e igual con la vinculación de tecnologías como la impresión 3D, la robótica, la virtualización que permite en gran medida la optimización de procesos de obra y encamina al sector hacia una mayor productividad y competitividad.