La Cámara Colombiana de la Construcción Bogotá y Cundinamarca (CAMACOL B&C) condecora a Acerías de Colombia -Acesco S.A.S. por medio de la Fundación Acesco, por el ‘Modelo Pedagógico de la Corporación Educativa Huellas de la Esperanza’ con el que gana el premio a la ‘Responsabilidad Social de Camacol Bogotá y Cundinamarca’ en la categoría de ‘Mejor programa de gestión con la comunidad’. 

Este reconocimiento se basa en las experiencias exitosas, de alto impacto y generadoras de valor lideradas por las empresas del sector que promueven buenas prácticas ambientales, socio-laborales y con las comunidades.

La Corporación Educativa Huellas de la Esperanza es una institución educativa fundada por Acerías de Colombia- Acesco S.A.S. que busca facilitar el acceso a la educación de calidad de la población infantil del municipio de Malambo, Atlántico; donde la empresa tiene sus operaciones principales.

Anualmente, cuenta con la asistencia de 250 estudiantes de Malambo en los niveles de preescolar y básica primaria, donde se desarrollan proyectos de aula y transversales como estrategia innnovadora de enseñanza en todas las áreas del conocimiento. 

También, busca fortalecer a los estudiantes en las dimensiones afectiva, cognitiva y expresiva, logrando altos niveles de desempeño representadas en las pruebas SABER.

“En ACESCO creemos en un futuro sostenible, por eso seguiremos comprometidos con la mejora de nuestros procesos, trabajando para hacerlos constantemente más eficientes, con menores consumos de recursos naturales, impulsando a todo el talento humano con el que contamos y manteniendo relaciones de confianza con todos nuestros grupos de interés”, asegura Felipe González Garza, presidente ejecutivo de Acesco.