La certificación EDGE (Excellence in Design for Greater Efficiencies) una innovación de la Corporación Financiera Internacional (IFC) del Grupo Banco Mundial, para promover diseños, materiales y procesos constructivos con parámetros internacionales de sostenibilidad está siendo desarrollada en Colombia.

Esta certificación busca incentivar la construcción sostenible en todos los usos y estratos, por lo que además de su fácil aplicación y costo tiene valiosos beneficios como permitir la evaluación de forma objetiva del cumplimiento de todos nuestros proyectos en relación a la resolución 549 de 2015, que adopta la guía para el ahorro de agua y energía en edificaciones.

 

Oikos está incorporando criterios de sostenibilidad

El grupo empresarial OIKOS, en su preocupación por el medio ambiente y los objetivos del COP 21 para mitigar la emisión de Gases Efecto Invernadero (GEI), viene incorporando en los proyectos de construcción, desde el diseño, elementos que aportan al ahorro de agua y energía en el proceso de construcción y en el momento de uso. De hecho, recientemente inició el proceso de certificación de los proyectos Savanna Palos Verdes y el Hotel Zona Franca de la Cadena Encore Ramada.

“Estamos implementado para nuestros proyectos la certificación EDGE, la cual evalúa tres componentes: agua, energía y materiales. A partir de una línea base debemos garantizar un ahorro mínimo del 20% en cada uno de estos componentes. Cada certificación tiene sus ventajas, sin embargo, la certificación EDGE al ser una herramienta que busca masificar el concepto de la construcción sostenible de forma rápida, fácil y a costos asequibles para cualquier tipo de proyecto, a nuestro criterio tendrá mucha mejor cabida en el sector, pues nos permite desarrollar proyectos sostenibles de cualquier tipo basados en datos locales y a costos muy razonables”, asegura el gerente de OIKOS, Luis Aurelio Díaz.

 

Santa Marta, con Ámbar Infinity primer proyecto de construcción sostenible

El proyecto de vivienda Ámbar Infinity, de la compañía 3G Constructores, se convierte en el primero en recibir el certificado preliminar EDGE en la capital del Magdalena, como parte de un plan impulsado por Camacol para articular a la cadena de valor de la construcción altos estándares de sostenibilidad ambiental. Ámbar Infinity, enmarcado en una propuesta contemporánea de lujo, inició su obra de construcción en octubre de 2017 y la finalización se proyecta para diciembre de 2019.

“Ser los pioneros en la certificación EDGE en Santa Marta ratifica la visión sostenible que siempre ha estado en el ADN y la política de calidad de la compañía. El reto ahora para la industria es continuar innovando para encontrar los proveedores y materiales óptimos para cumplir los objetivos y crear un compromiso como constructores en la responsabilidad que tenemos con el cuidado del medio ambiente”, afirma Elías Galeano, Gerente General de 3G Constructores.

 

 

Viviendas VIS también se construyen sostenible

Ubicado en la ciudad de Manizales, el conjunto Alegra desarrollado por la constructora CFC, es el primer proyecto de Vivienda de Interés Social (VIS) en Colombia que alcanza la certificación preliminar de EDGE, beneficiando a más de 350 familias que habitarán viviendas que proveen confort, calidad de vida y ahorro en servicios públicos gracias a los elementos sostenibles que se incorporaron durante el proceso de diseño y construcción.

Al obtener la certificación, el proyecto fue beneficiario de la línea de financiación verde que ofrece Bancolombia, con una tasa de interés menor, gracias a los recursos del primer bono verde emitido por este banco en el año 2017. Los compradores a su vez podrán acceder a tasas diferenciales para su crédito hipotecario.

 

También le puede interesar: La sostenibilidad tiene espacio en Expo En Obra- Pinturas Tito Pabón 2018