De acuerdo con el Índice de Valoración Predial del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), el aumento de 5,21% en el valor de las viviendas durante el 2017, es 0,27% menor a la cifra presentada en el 2016. Lo que establece, según María Clara Luque, presidenta de Fedelonjas, que este leve descenso “muestra que el valor se ha mantenido durante el año, lo que es un indicador de la positiva dinámica de los bienes usados durante un año lleno de altibajos en el sector”.

Las ciudades que presentaron mayor valorización son: Cúcuta con un 7,22%, Popayán con un 7,10% y Riohacha con un 6,52%. Por el contrario en Armenia, Manizales, Neiva y Montería se dio un menor incremento en el valor con porcentajes de 2,63%, 3,13% y 3,43% respectivamente.

Otras ciudades que tuvieron un incremento en el valor de los inmuebles residenciales fueron: siguen Cali con 6,30%, Quibdó con 6,11%, Valledupar con 5,96%, Pasto con 5,90%, Tunja con 5,85%, Pereira con 5,85%, Villavicencio con 5,76%, Bucaramanga con 5,70% e Ibagué con 5,47%.

“Dado que en estas ciudades los crecimientos en el 2016 fueron de 4,7%, 4,6% y 6%, respectivamente, se evidencia que los precios se han venido estabilizando”, agregó la presidenta de Fedelonjas.

Por otro lado, la gerente de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol), regional Bogotá y Cundinamarca, Martha Moreno, señaló en una entrevista para Portafolio que este año se construirán 46.000 viviendas nuevas para un aumento de 2,5% respecto al 2017.

“Este desempeño dependerá, en gran parte, del fortalecimiento de la política de vivienda del Gobierno Nacional y de que, además, se garantice de manera efectiva y eficiente la estabilidad jurídica y el respeto a los derechos adquiridos, temas necesarios para la inversión en el sector”, aseguró la gerente regional.

Además, agregó que para que la industria de la construcción siga creciendo o se mantenga es necesario la consolidación de normas que definan el desarrollo de la ciudad y la región. Por eso, se debe trabajar en proyectos que brinden calidad de vida sus habitantes y sean sostenibles con el medio ambiente.

Sin embargo, no desconoce factores coyunturales importantes que impactan el desarrollo de las políticas y los proyectos de construcción en el país como lo son las elecciones parlamentarias y presidenciales, la consolidación de los Planes de Ordenamiento Territorial y la definición del Plan de Manejo y Ordenamiento de la Cuenca (POMCA) del río Bogotá. Todas ellas, marcarán el curso del desarrollo económico y social para los próximos años.

Información tomada de: Portafolio.co