Ajustar los procesos para ofrecer un mejor producto y servicio, son peticiones que garantizarán un mejor resultado en beneficio de todos.

Luis Aurelio Díaz, gerente General del grupo empresarial Oikos, asegura que espera que las cementeras para este año le apuesten a tres temas muy importantes para los constructores: despachos a tiempo, concretos con contenido reciclado y precio. “Para el 2016, estos serán claves porque los constructores son más conscientes y conocedores de los costos ocultos y reprocesos que genera una mala programación de despacho. El impacto del atraso de las obras con los clientes y proveedores es un tema de alto valor y de alto costo para la compañía”, señala.

Para el representante de esta constructora, también el tema ambiental se ha vuelto de gran importancia en la construcción, y por esto espera que la utilización de concreto con material reciclado sea parte del compromiso con el medio ambiente.
La tónica de muchas constructoras es ser amigables con el medio ambiente y con una operación realmente sostenible. Lo recomendable es que los constructores soliciten que el producto cumpla con las siguientes características:
-Contar con un amplio cumplimiento de parámetros físico-químicos de acuerdo con las normas técnicas.
– Excelente comportamiento en cuanto a manejabilidad y tiempos de fraguado, permitiendo tiempos normales de trabajo y manipulación de mezclas, sin alterar el retiro oportuno de los moldes y form aletas.
– Formulación que garantice un alto desempeño y óptimas características de apariencia y acabado.
– El costo debe ser competitivo, se debe tener en cuenta que todo incremento en los materiales de la obra se verá reflejado como desorganización.

No economice en lo que no se debe 

Sigue siendo una práctica común el rendimiento de materiales en las construcciones, aunque se sabe que esta es una práctica peligrosa.

“Cuando se hace esto, quiere decir que no hay un control de calidad de lo que se está utilizando y eso puede acarrear problemas muy graves”, asegura el representante de Impadoc. Según los empresarios, en algunas obras se piensa que esta es una técnica rentable, sin consecuencias, y que el ahorro es significativo; por eso, es necesario tomar medidas y exigir a sus contratistas el uso adecuado del material.

Los errores más comunes
– No conocer las normas demanipulación de cemento y concreto.
– No conocer, por ejemplo, que el agua debe tener ciertas características antes de ser mezclado.
– Realizar mal los cálculos estructurales, que pueden desencadenar grietas o fracturas.
– No tener un adecuado control sobre los procesos a la hora de transformar un producto. No pasa mucho en las constructoras pero si en la autoconstrucción.
– No hacer pruebas de calidad estrictas del concreto que llega a la obra.
– Almacenar mal el material.