La planta de producción de la siderúrgica Gerdau Diaco, en Tuta, Boyacá, fue escenario de la ceremonia de fundición de 25.000 armas de fuego incautadas de la guerra.

El evento tuvo lugar el pasado martes 2 de abril en compañía del Comando General de las Fuerzas Militares. El acero producto de la fundición será destinado a contribuir a la transformación de infraestructura de diferentes comunidades.


"Con la fundición de estas 25.000 armas incautadas de la guerra estamos contribuyendo a que se dejen de disparar y cegar vidas de colombianos. "
- Rodrigo Belloc, presidente de Gerdau Diaco

“Con nuestro programa transformamos armas en esperanza, generamos bienestar a las comunidades ya que convertimos este armamento fundido, en acero para construir país”, puntualizó Belloc.

A la fecha, Gerdau Diaco ha fundido más de 70.000 mil armas. De acuerdo con el comunicado divulgado por la siderúrgica, este tipo de acciones buscar reafirmar el principio de la empresa en contribuir al crecimiento de las comunidades de manera sostenible. En este caso, el proyecto se realiza de la mano del Comando General de las Fuerzas Militares para generar espacios más seguros y agradables en el territorio Colombiano.

Le puede interesar: Acero galvanizado, el aliado estratégico