hunterdouglas

La empresa reconoce la importancia que tienen hoy las temáticas y conceptos de tecnología verde y arquitectura bioclimática para los profesionales de la arquitectura, el diseño y la decoración a nivel mundial, lo cual se ve reflejado en el diseño de sus productos.

Su principio último es el logro de estándares de confort y habitabilidad al interior de los espacios, con el empleo de materiales y productos que permitan el control de la luz y ventilación natural, viéndose representado en ahorro de energía, al tiempo que para su elaboración hayan requerido un impacto controlado o una huella mínima a futuro en el medio ambiente.

Lo anterior, es un escenario de enormes oportunidades para los Productos Arquitectónicos HunterDouglas®, ya que el exclusivo portafolio ofrece una diversidad de cortasoles y fachadas, donde el desarrollo y tecnología ofrecido en los productos se enfoca en proveer: diámetros de aperturas para controlar el paso de la luz, rangos de separación que logran circulación de aire y tipos de materiales (metal, madera o cerámicas) con los cuales conformar fachadas ventiladas para mantener condiciones óptimas de temperatura al interior de las edificaciones; al tiempo que varios de los cortasoles cuentan con sistemas móviles, manuales o motorizados programables, optimizando el tiempo de exposición de la luz solar en un mismo día.

Actualmente, el alcance logrado por las cortinas y persianas HunterDouglas® en términos de tecnología verde se ven reflejados en un alto nivel ahorro de energía con lugares óptimos para las personas. Para el desarrollo de éstas, se utilizan materiales producidos con la menor cantidad de componentes a base de petróleo o abandonando paulatinamente aquellos que provienen de los combustibles fósiles, con un bajo impacto en la huella ambiental.

Igualmente, se fabrican telas a partir de botellas plásticas, PET (poliéster) 80% reciclado y fibras en PLA (ácido poliláctico), logradas con tratamientos especiales del almidón del maíz, haciendo que el producto sea 100% biodegradable. Gracias a estas características, los tejido de las cortinas logran disminuir notablemente las emisiones de VOC (compuestos orgánicos volátiles) responsables de causar el síndrome del SBS (edificio enfermo) cuando se altera o disminuye la calidad del aire interior en los espacios. Adicionalmente, las telas cuentan con certificaciones como Greenguard y Greenscreen, entre otras.

Es importante mencionar que Hunter Douglas ofrece al mercado en su portafolio, muchos más productos enfocados en brindar características que contribuyen a la sostenibilidad, bajo la filosofía LEED®.