Las posibilidades de incendio en una obra de construcción son altas. Algunas de las causas más recurrentes son:

 

  • Falta de equipos para combatir incendios en la obra
  • Presencia de materiales combustibles
  • Poco control de las fuentes de calor
  • Falta de inspección adecuada
  • Falta de orden y limpieza

 

¿Qué recomendaciones debe tener en cuenta?

  • Se debe tener libre acceso a la calle y a las tomas para incendio durante todo el tiempo que dure la construcción.
  • Se deben poner carteles visibles con la ubicación de la alarma de fuego más cercana.
  • Aislar adecuadamente la madera, los combustibles y demás implementos que no son necesarios tener en el lugar de trabajo.
  • No se deben tener calefactores en los lugares donde se almacenan los combustibles. Si la calefacción es necesaria, se debe planear de modo que no se sobrecalienten los materiales y que tengan ventilación adecuada.
  • Si los operarios almuerzan en la obra, es necesario proporcionarles recipientes con tapa que cierren automáticamente para que arrojen los papeles y desperdicios y evitar que sean arrojados debajo de los materiales estibados.
  • La ropa manchada de aceite o pintura no se debe guardar en lugares encerrados, debe ponerse al aire libre.
  • La cal no se debe guardar en lugares húmedos, porque la cal viva húmeda constituye un riesgo de incendio.

Wilfredo Blancarte, gerente de ventas en protección contra incendios de Victaulic®, asegura que el asunto en la protección contra incendios es que siempre se está buscando hacerlo de la manera más eficiente, a un menor costo y muy sencillo.


"ANRACI, el gremio de protección contra incendios, está haciendo una gran labor a través de todos los contratistas, fabricantes, proveedores; para generar buenas prácticas. Lo que se pretende es que lo que se tiene ahora se mejore por mucho y que estas prácticas sean de uso obligatorio"
- Wilfredo Blancarte, gerente de ventas en protección contra incendios de Victaulic®.

En este sentido, y según el experto, la más innovadora solución de supresión de incendios es Vortex™.

Al descargarse, los sistemas Victaulic Vortex™ generan una neblina fina suspendida que consiste de un gas inerte (nitrógeno) y gotas muy finas de agua con diámetros de menos de 10 micras, descargados al mismo tiempo a través del mismo emisor.

La neblina suspendida combate el fuego reduciendo simultáneamente la temperatura y los niveles de oxígeno dentro del espacio protegido, mismo que sigue considerándose seguro para los ocupantes. El sistema también permite generar una descarga inmediata al detectar un incendio, porque como no se trata de una descarga tóxica, puede dimensionarse para operar en espacios abiertos o salones que no estén herméticamente sellados, y así se elimina la necesidad de invertir o modificar el espacio protegido”.

“Esta es una solución completamente revolucionaria en protección contra incendios, pues permite que la vida útil de los objetos del lugar permanezca intacta”, le contó Blancarte a EN OBRA.

Recuerde siempre que elegir la mejor tecnología de protección  y prevención de incendios, le traerá muchos beneficios a su compañía-

 

También le puede interesar: Prevención de incendios, una inversión de éxito para su compañía